SALUD DE LAS ENCÍAS

Gingivitis en niños ¿qué debes saber?

COMPARTIR

Gingivitis en niños ¿qué debes saber?

La enfermedad de las encías inflamadas mejor conocida como gingivitis se puede evitar con una higiene oral responsable, lo que muchas personas no conocen es que esta condición también se presenta en los niños y por su inocencia o falta de conocimiento, puede que ellos no sean tan conscientes de lo que representa la salud oral adecuada, así que nosotros los adultos podemos guiarlos en cómo prevenir esta clase de enfermedades.

Recordemos que la inflamación de encías se da por la acumulación de la placa bacteriana que se genera a causa de no eliminar los residuos de comida que quedan en nuestros dientes y lengua, estos forman el sarro que se acumula creando esta placa. Cuando la inflamación es muy intensa, se presenta sangrado de encías y en casos extremos la infección se convierte en periodontitis y puede ocasionar incluso, la pérdida definitiva de los dientes.

Repasemos los síntomas

Los síntomas de la gingivitis en adultos y niños son prácticamente los mismos, sin embargo, no está de más en repasarlos:

-Inflamación: El síntoma más común y característico de la gingivitis, es la inflamación y enrojecimiento de las encías. Esta es la reacción a la infección por acumulación de placa en los dientes.

-Mal aliento: La acumulación de placa bacteriana genera mal olor en la boca, tienes que estar muy pendiente de estas señales en los niños cuando hablas e interactúas con ellos. Conozca más sobre cómo combatir el mal aliento

-Sangrado: Las encías suelen empezar a sangrar cuando se come e incluso con cepillados suaves, procura estar pendiente al momento que los pequeños realicen el enjuague por si acaso notas evidencias de sangre.

-Dolor: Este no suele ser permanente, pero sí se presenta al tacto. Si notas encías inflamadas en tu hijo, tócalas suavemente para medir la sensibilidad en ellas.

-Sensación de movimiento: Uno de los síntomas en la gingivitis infantil es sentir que los dientes están separados o que las encías se mueven, atento en caso que tu hijo te mencione algo al respecto.

-Abcesos: Cuando la gingivitis se está complicando, se forman abcesos por acumulación de pus en las encías. Este síntoma se presenta generalmente en las estaciones avanzadas de la gingivitis.

Tratamiento

Igual que en el caso de los adultos, el tratamiento en niños es el mismo, cuidar la higiene oral y llevarla a cabo de manera responsable. Esto con el fin de evitar la periodontitis, visita el odontólogo junto a tus hijos, mínimo dos veces al año.

Recomendaciones

Una forma muy útil de hacer que los más pequeños empiecen a disfrutar la práctica de la salud oral y la adapten más fácilmente a su rutina, es hacer que todo parezca un juego para ellos, el juego perfecto después de cada comida y antes de dormir. Aquí te mostramos cómo aprovechar este momento y convertirlo en una actividad divertida:

¡Tiempo juntos!

A tus hijos les encanta compartir momentos de esparcimiento contigo y por qué no convertir esta rutina en uno de esos, recuerda que son tres pasos sencillos a repasar:

-Usar hilo dental para remover los residuos de comida entre los dientes y asegurarte de llegar a los lugares que sean complicados de alcanzar por el cepillo dental.-Cepillarse los dientes después de cada comida, es recomendable hacerlo antes de dormir para irnos a la cama con nuestra dentadura muy limpia; es justo en este momento donde te recomendamos pasar tiempo y hacer el ejercicio de cepillado junto a tus niños.Importante: No olvidar cepillar la lengua y paredes internas de los cachetes.

-Terminar la rutina con enjuague bucal para expulsar todo lo que haya quedado después del cepillado y para quedar con un efecto prolongado de aliento fresco.

El buen ejemplo comienza en casa

Tú eres el héroe de tus hijos y ellos siempre querrán seguir tus pasos, comienza siendo el referente de una higiene oral responsable, enséñales la importancia de cuidar nuestra dentadura y de lo positiva que es la rutina de salud bucal. Muéstrales cómo lo haces tú y conviértete en el guía natural para que sus sonrisas estén siempre saludables.

La prevención de enfermedades como la gingivitis es muy sencilla, es ser responsable y consciente de tu salud, transmite esta posición a tus hijos y evítales molestias, mientras les dejas enseñanzas importantes para el resto de sus vidas.