¿POR QUÉ ELEGIR LOS CEPILLOS ELÉCTRICOS DE ORAL-B?

Consejos para lograr una sonrisa más joven y saludable

COMPARTIR

Basta con hojear las páginas de cualquier revista y usted encontrará muchas sonrisas deslumbrantes; con ese color blanco perla y todos los dientes bien alineados. De igual forma, si prende la televisión, verá actores con dientes blancos y brillantes haciéndole publicidad a productos de blanqueamiento dental. Nuestra cultura gira en torno a las sonrisas alegres. La buena noticia es que usted también puede tener ese tipo de sonrisa saludable fácilmente. Primero, tiene que entender que es normal que sus dientes muestren señales de envejecimiento. Si tomamos en cuenta todo el desgaste y uso de sus dientes (por ejemplo: de masticar todos los días tres comidas al día), es normal que sus dientes pierdan el brillo. De igual forma, con un poco de cuidado básico y quizá con un poco de ayuda profesional, usted pueda recobrar ese aspecto joven y saludable de su sonrisa.

Respete lo básico del cepillado.

Es muy probable que lo haya escuchado un sinnúmero de veces; sin embargo, es importante que ¡no deje de cepillarse! El cepillado remueve la placa, la cual se acumula en las superficies de sus dientes. La tecnología dental ha mejorado increíblemente en las últimas décadas, pero el cepillarse dos veces al día y usar hilo dental una vez al día siguen siendo sus mejores defensas en contra de las caries y problemas de encías.

Aprenda los secretos del cepillado.

Es importante que usted sepa que la Asociación Dental de los Estados Unidos recomienda que cambie su cepillo dental cada tres a cuatro meses. Otro consejo que tiene que tener en cuenta es intentar no cepillarse muy agresivamente; el presionar su cepillo muy fuerte en contra de sus dientes, puede desgastar el esmalte de los mismos.

Blanqueamiento.

El mejor lugar en donde puede empezar su travesía hacia un blanqueamiento es en el consultorio de su odontólogo. Los blanqueamientos dentales pueden hacer maravillas y son recomendados por la Asociación Dental de los Estados Unidos cada seis meses. De igual forma, una pasta dental blanqueadora puede ayudar bastante; busque una pasta dental que use acción no blanqueadora (el único tipo de pasta dental que puede conseguir en una tienda con el sello de aceptación de la Asociación Dental de los Estados Unidos).

Invierta en más cambios permanentes.

Las opciones de estética dental como la adhesión dental, carilla y moldeado de esmalte pueden resultarle de gran utilidad. La adhesión puede cubrir manchas y arreglar dientes fracturados. Las carillas actúan como cobertores para sus dientes, arreglan espacios interdentales amplios y dientes con manchas permanentes. El modelado de esmalte, que rodea el esmalte dental para crear una línea dental sin imperfecciones, es una buena opción para arreglar dientes disparejos. Del mismo modo, existen nuevos productos y procedimientos menos invasivos; consulte a su odontólogo para más información.

Mantenga una alimentación saludable.

Es mejor si evita consumir golosinas y bebidas azucaradas, como refrescos, durante el día. La placa, una película de bacterias, se forma constantemente en sus dientes. Las comidas o bebidas azucaradas hacen que las bacterias produzcan ácidos que atacan al esmalte dental, lo que puede provocar caries. Si va a comer alguna golosina, hágalo como postre y luego cepíllese los dientes.

Proteja sus labios.

Una sonrisa ganadora no es solo de dientes saludables, no se olvide que los labios también juegan un papel importante. Si está expuesto bajo el sol, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades recomiendan que proteja sus labios con protector solar son factor de protección de 15, como mínimo. Busque un protector de amplio espectro que cubra contra rayos UVA y UVB.

La práctica hace al maestro.

No necesita dientes perfectos para tener una sonrisa bonita; muchas veces una buena actitud vale más. Si usted tiene confianza en sí mismo, lo proyectará hacia los demás. Mantenga una buena postura (erguido y derecho) y camine con propósito. De esa forma, las personas lo mirarán directamente a los ojos cuando usted les sonría. Por esa razón, mientras más sonría, mejor se sentirá.