BLANQUEAMIENTO DE DIENTES

Conoce más sobre el blanqueamiento dental

COMPARTIR

Conoce más sobre el blanqueamiento dental

En una ocasión anterior te hablábamos acerca de cómo mejorar la apariencia de tus dientes y evitar que se pusieran amarillos, en esa oportunidad también hablamos de cómo podías realizar un blanqueamiento dental en casa cambiando tus hábitos alimenticios o usando productos como las Tiras Blanqueadoras Oral-B 3DWhite.

Esta vez más que hablarte de algún tipo de blanqueador dental, queremos que conozcas un poco más sobre el procedimiento médico en sí y los tipos que existen, sus detalles, restricciones y recomendaciones, esto en caso que tengas la intención de realizarlo en algún momento.

¿Qué pasa con las manchas?

El también llamado aclaramiento dental es un procedimiento que se utiliza para modificar o cambiar la tonalidad de los dientes, en búsqueda de una más blanca o clara, esto a través de un compuesto llamado peróxido de hidrogeno, que aplicado sobre los dientes busca iniciar un proceso de oxigenación, es decir, los poros del diente se harán más grandes y todas las manchas internas empezarán a salir poco a poco, esos niveles de oxígeno hacen que la tonalidad sea más clara mientras elimina los parches.

¿Cuáles son las clases más comunes de pigmentación en los dientes?

Existen dos tipos de pigmentación: unas de causa interna y otras que se dan por factores externos, las de causa interna son las más difíciles de modificar y se recomienda hacer un tratamiento más agresivo, ya que son generadas por factores genéticos, en ciertos casos pasa durante el embarazo cuando ciertos medicamentos consumidos por la mamá generan manchas, también se da por condiciones que hacen que disminuya el oxígeno en el tejido dental y esto hace que crezcan con anomalías en el color.  

Las manchas asociadas a factores externos son, por ejemplo, consumir bebidas como la cafeína o el vino, así mismo el abuso del cigarrillo también afecta el color de los dientes.  

Tipos de blanqueamiento dental

Existen diversas formas de realizar un blanqueamiento. Una de ellas es la que se realiza exclusivamente por un odontólogo profesional en su consultorio. Otra, es el método donde el dentista proporciona al paciente el producto que debe aplicarse en casa y tendrá un seguimiento por el profesional.

  • Técnica en consultorio

Después de una valoración el profesional aplica el compuesto (peróxido de hidrógeno), el cuál activa con una lámpara LED para mejores resultados. La razón por la que se debe llevar a cabo en un consultorio es porque el compuesto tiene químicos con porcentajes más altos de reacción y no pueden ser manipulados por una persona del común. Esta aplicación puede ser una o más sesiones, según el producto y necesidades del paciente.

 

  • Aclaramiento casero

En una consulta previa, el odontólogo toma unas muestras o impresiones a la dentadura del paciente y a partir de esos modelos envía a confeccionar una especie de fundas blandas. Estas fundas forman parte del kit que es entregado al al paciente junto a una jeringa que contiene peróxido de hidrógeno y tendrá que ser aplicado en casa por el tiempo y días establecidos por el profesional.

En ambos casos el compuesto el mismo, lo que varía es la concentración, de lo cual depende si puede o no ser manipulado por el paciente o exclusivamente por un profesional.

¿Quiénes pueden hacerse un blanqueamiento dental?

Personas completamente sanas, que no tengan ninguna alteración o algún tipo de enfermedad en las encías o dientes, mayores de edad, preferiblemente después de los 20 o 21 años en donde ya se ha logrado un desarrollo completo de la dentadura y personas con muy buena higiene oral.

 

¿Y quiénes no?

Este procedimiento no es favorable para personas fumadoras, un diente es como la piel y al aplicar el compuesto los poros se abren y si la persona fuma horas después, los pigmentos del cigarrillo serán asimilados de forma mucho más intensa. 

Las personas que tienen alteraciones severas en sus dientes y encías, seguramente requieran otro tipo de procedimientos para corregir los problemas en su dentadura. 

Tampoco se recomienda realizar blanqueamientos a mujeres embarazadas, aunque no hay ningún estudio que certifique que el compuesto pueda afectar al bebé en gestación. Igualmente no debe realizarse durante el período de lactancia, ya que las mujeres –tanto en gestación como en período de lactancia - se ven más propensas a descalcificaciones y desniveles hormonales que no serían favorables.

Es importante notar que quienes tengan resinas, calzas blancas, coronas o cualquier tipo de material restaurativo en la parte delantera de los diente requerirán de otros tratamientos, dado que el compuesto no actuará sobre estas restauraciones ya que solo reacciona en tejido dental real. En estos casos, cuándo se realiza el blanqueamiento, quince días después de realizada la última sesión de aclaramiento se deberá reemplazar el tipo de restauración que tengan por una con el nuevo tono de los dientes.

Recomendaciones post tratamiento

Los primeros cinco días que siguen al procedimiento son fundamentales, hay que ser muy estricto y no consumir absolutamente ninguna bebida o alimentación con pigmentación oscura como: vinos, café, zanahoria, remolacha y limón. Tampoco consumir bebidas o alimentos con temperaturas muy altas o bajas pues el tratamiento suele generar sensibilidad. El cigarrillo también está prohibido.

Normalmente los odontólogos recetan medicamentos y geles para tratar la sensibilidad que dura alrededor de dos días hasta que el diente recupera sus minerales naturales que disminuyen esta molestia.

Cuidados a largo plazo

Mantener hábitos sanos de higiene oral, visitar el odontólogo mínimo dos veces al año. Una vez realizado el procedimiento, las pastas blanqueadores cómo Crest 3DWhite Perfection es una alternativa muy efectiva prevenir que nuevas manchas se adhieran a la superficie de tus dientes.

Ahora conoces mejor todo lo relacionado con el blanqueamiento dental, recuerda que la correcta higiene bocal y la visita periódica al odontólogo son la clave para unos dientes sanos.