SALUD DE LAS ENCÍAS

Cómo limpiar frenillos

COMPARTIR

Los frenillos tienen muchas funciones.

Los frenillos hacen mucho más que mejorar su sonrisa. También juegan un rol activo en la corrección de dientes apiñados y desalineados.  Esto es importante debido a que una mordida anormal (mala oclusión) puede causar otros problemas, como remoción deficiente de la placa alrededor de los dientes mal alineados, lo que puede ocasionar inflamación de las encías y caries. 

Cuidar de manera correcta los frenillos pueden ayudar a prevenir el daño a los mismos frenillos y a los dientes que se encuentran debajo de ellos, así como a hacerlos más cómodos de llevar.  Aprender los pasos básicos de cuidados ortodónticos le ayudará a seguir las recomendaciones de su odontólogo para así mantener sus dientes y encías saludables durante el tiempo que utilice los frenillos.

Aspectos básicos: Cepillado y limpieza con hilo dental.

Con los frenillos se requiere una limpieza cuidadosa debido a que la placa se aloja fácilmente dentro y alrededor de ellos.  La siguiente rutina ayudará a que su cepillado diario y la limpieza con hilo dental sean sencillos y efectivos.

  1. Prepárese para el cepillado: Retire las bandas elásticas y cualquier otra parte removible de sus frenillos.

  2. Limpie sus frenillos: Coloque su cepillo dental en un ángulo de 45 grados para limpiar alrededor de los alambres y de sus frenillos. Cepíllese desde la parte superior del alambre y prosiga a la parte inferior.  Asegúrese de que se haya eliminado toda la placa y los residuos y que se realice el cepillado tanto en la parte superior como en la inferior de los dientes.

  3. Cepíllese los dientes: Limpie cada diente de forma individual. Primero, coloque su cepillo en un ángulo de 45 grados en la unión del diente y la encía, luego aplique presión de manera suave mientras realiza un movimiento circular.  Realice este movimiento durante 10 segundos.  Utilice la misma acción de cepillado en todas las superficies externas e internas, inclinando el cepillo según sea necesario para alcanzar mejor las partes internas de los dientes más pequeños. 

  4. Utilice el hilo dental una vez al día: Pídale a su odontólogo que le enseñe la mejor manera de utilizar el hilo dental o siga las instrucciones en el empaque del producto. Usted también puede utilizar un hilo dental diseñado para frenillos o trabajos ortodónticos, como un enhebrador de hilo dental.

  5. Enjuáguese y verifique sus dientes. Enjuáguese a fondo con agua o enjuague bucal, examine sus dientes y frenillos en el espejo.